Humildad en la bendición

Publicado por
(Lee al final el estudio contextual resumido de este devocional. Esperamos sea de bendición)

Antes sed benignos unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, como Dios también os perdonó a vosotros en Cristo. (Efesios 4:32)

Hace unos días, después de varios años logre conversar con un buen amigo de la universidad, muy humilde, que había sido uno de los que más había luchado para conseguir su graduación.

En un momento de la conversación me comento que en este momento, se encontraba a plenitud: tenía una familia hermosa, había conseguido su empleo soñado y vivía en la ciudad donde siempre quiso estar. Sin embargo me alerto que a pesar del éxito, no se olvidaba de aquellas personas que lo habían acompañado y que no estaban pasando por una buena situación; intentaba ayudarles en lo posible para que pudieran encontrar nuevamente su camino.

Mi amigo me recordó el ejemplo de cómo debemos reaccionar cuando numerosas bendiciones de Dios llegan a nuestra vida. Muchas personas pueden olvidar por un momento, que con su éxito han alcanzado un objetivo, obviando las realidades de otros, cuando al final el Señor desea que esas bendiciones que nos regala sean instrumento para ayudar a avanzar a aquellos que nos rodean.

Somos todos amagos por Dios y todos necesitamos de Él en las buenas y en las malas. El éxito, la abundancia y posiciones que El Señor nos ha dado, deben ser herramientas para fortalecer y motivar a otros en momento de dificultad, ya que al hacerlo demostramos humildad a los que nos rodean y en consecuencia nos hacemos más humildes ante el Señor.

Palabra diaria: Señor, que las bendiciones que de Ti recibo, sean instrumento para ayudar dentro de mis posibilidades, a aquellos que me rodean, de manera que pueda mantenerme humilde ante ellos y ante Ti.

Estudio Bíblico Contextual del Devocional de Hoy:

Pasaje:

Efesios 4:32

Tema del Capítulo – Efesios 4:32 :

En Efesios 4, Pablo habla de cómo deben proceder los cristianos en Cristo. Deben ser promotores de la paz, de la unidad y no lo contrario. Debemos ser influenciados por el Espíritu Santo, necesitamos ser dirigidos por su amor. El Señor Jesús ha distribuido dones y talentos en la iglesia para que cada cristiano sea útil para el crecimiento del cuerpo de la iglesia y del Reino de Dios. No podemos vivir en la práctica del pecado. Tenemos que dejar de lado al viejo y todos sus vicios. El pecado aflige al Espíritu de Dios, si queremos tener una buena relación con Él, tenemos que respetarlo.

Esbozo del Capítulo:

4:1-7: La unidad del Espíritu y el vínculo de la paz

4:8-16: El trabajo del ministerio y el cuerpo de Cristo

4:17-21: No podemos vivir en la práctica del pecado

4:22-32: El hombre viejo y el hombre nuevo

Comentario Bíblico:

Sed amables unos con otros. Esto establece el principio del amor en el corazón y su expresión externa en una conducta cortés y humilde. Nótese cómo el perdón de Dios nos hace perdonar. Dios nos perdonó aunque no teníamos razón para pecar contra Él. Debemos perdonar como Él nos ha perdonado. Toda comunicación mentirosa y corrupta, que estimule los malos deseos y las lujurias, contristan al Espíritu de Dios. Las pasiones corruptas del rencor, ira, rabia, quejas, maledicencia y malicia, contristan al Espíritu Santo. No provoques al santo y bendito Espíritu de Dios a que retire su presencia y su influencia de gracia. El cuerpo será redimido del poder de la tumba el día de la resurrección. Dondequiera que el bendito Espíritu habite como santificador, es la primicia de todo deleite, y las glorias del día de la redención; seríamos deshechos si Dios nos quitara su Espíritu Santo.

Referencias Cruzadas:

Génesis 50:17

17 Así diréis a José: Te ruego que perdones ahora la maldad de tus hermanos y su pecado, porque mal te trataron; por tanto, ahora te rogamos que perdones la maldad de los siervos del Dios de tu padre. Y José lloró mientras hablaban.

Rut 2:20

20 Y dijo Noemí a su nuera: Sea él bendito de Jehová, pues que no ha rehusado a los vivos la benevolencia que tuvo para con los que han muerto. Después le dijo Noemí: Nuestro pariente es aquel varón, y uno de los que pueden redimirnos.

Salmos 112:4

4 Resplandeció en las tinieblas luz a los rectos;

Es clemente, misericordioso y justo.

Salmos 112:9

9 Reparte, da a los pobres;

Su justicia permanece para siempre;

Su poder será exaltado en gloria.

Salmos 145:9

9 Bueno es Jehová para con todos,

Y sus misericordias sobre todas sus obras.

Proverbios 12:10

10 El justo cuida de la vida de su bestia;

Mas el corazón de los impíos es cruel.

Proverbios 19:22

22 Contentamiento es a los hombres hacer misericordia;

Pero mejor es el pobre que el mentiroso.

Isaías 57:1

57 Perece el justo, y no hay quien piense en ello; y los piadosos mueren, y no hay quien entienda que de delante de la aflicción es quitado el justo.

Tema Principal:

Aprender a perdonar

Versículos Temáticos:

-«…con toda humildad y mansedumbre, soportándoos con paciencia los unos a los otros en amor…» Efesios 4:2

-«Y cuando estéis orando, perdonad, si tenéis algo contra alguno, para que también vuestro Padre que está en los cielos os perdone a vosotros vuestras ofensas. Porque si vosotros no perdonáis, tampoco vuestro Padre que está en los cielos os perdonará vuestras ofensas.» Marcos 11:25-26

-«Entonces se le acercó Pedro y le dijo: Señor, ¿cuántas veces perdonaré a mi hermano que peque contra mí? ¿Hasta siete? Jesús le dijo: No te digo hasta siete, sino aun hasta setenta veces siete.» Mateo 18:21-22

-«No juzguéis, y no seréis juzgados; no condenéis, y no seréis condenados; perdonad, y seréis perdonados. Dad, y se os dará; medida buena, apretada, remecida y rebosando darán en vuestro regazo; porque con la misma medida con que medís, os volverán a medir.» Lucas 6:37-38

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *