Causa y efecto

Publicado por
(Lee al final el estudio contextual resumido de este devocional. Esperamos sea de bendición)

Dichoso el hombre que honra al Señor y se deleita obedeciendo sus mandatos… vivirá sin temor a las malas noticias, y su corazón estará firme y confiando en el Señor. (Salmos 112:1,7)

¿Estás preparado para hacerle frente a alguna crisis? No esperes hasta que la crisis te tome por sorpresa para saber si lo estás. Prepárate ahora mismo.

Y es que nuestra relación con DIOS tiene un efecto causal. Aquello que hagas hoy, tendrá efectos maravillosos manana. Si no te tomas el tiempo para deposita hoy la Palabra en el corazón, ésta no estará allí más tarde cuando la necesites. Terminarás lleno de dudas y en crisis, en lugar de con fe y el poder que necesitas para salir adelante.

Por el contrario, si pones tu atención en cultivar diariamente las ensenanzas que DIOS nos ha brindado, como las herramientas para glorificarlo y caminar siempre conforme a su voluntad, obtendrás la victoria mucho antes de que las situaciones apremiantes lleguen a Tu vida. Es una preparación anticipada a la angustia: Qué no podrá lograr una fe fortalecida en la Palabra de DIOS, habra algún obstaculo que le impida mantenerse fuerte y con la plena confianza de que El Senor está actuando en la solución? No, no existirá tal obstáculo, porque DIOS será mayor en su mente y en su corazón.

¡Ahora es el momento para edificar un fundamento firme como la roca! No esperes hasta enfrentar alguna crisis. Deposita la Palabra en abundancia en tu corazón ahora, para que cuando la necesites, ésta fluya con poder.

Recuerda: todo aquello que inviertas y deposites en la Palabra hoy, tendrá un glorioso retorno en el manana.

¡Empieza hoy mismo a efectuar esos valiosos depósitos!

Palabra diaria: Señor, permitieme cada día sugmergirme en las ensenanzas de Tu palabra, guardarlas en mi corazon y aplicarlas en mi vida, para fortalecer mi fe ante cualquier angustia y transitar siempre los caminos de tu maravillosa voluntad.

Estudio Bíblico Contextual del Devocional de Hoy:
Resumen del capítulo Salmos 112:

En el Salmo 112, el salmista continúa el último verso del capítulo anterior. Habla de la felicidad de los que temen a Dios. Aunque hay enseñanzas erróneas sobre la prosperidad, también hay enseñanzas correctas. De hecho, es prácticamente imposible que usted sirva a Dios y no prospere, en todos los sentidos.

Eso es exactamente lo que nos muestra el Salmo 112. El salmista dice: No tendrá temor de malas noticias; Su corazón está firme, confiado en Jehová.» (v7)

Una de las grandes bendiciones de nuestra relación con Dios es la paz. El mundo se encuentra en las malas noticias. Es la muerte, las guerras, los robos, las distorsiones en la sexualidad, el adulterio, el divorcio.

Hay un montón de malas noticias que nos rodean cada día. Pero el Espíritu Santo mantiene en paz a los que temen al Señor.

¡Qué riqueza!

Podemos celebrar a Dios sólo por esto. Sólo este don es motivo de gran alegría en el Señor.

Esquema del Salmo 112:

112:1 – 3: La prosperidad de los justos

112.4,5: La luz brilla sobre los justos

112.6 – 10: No temerá las malas noticias

Estudio Bíblico Contextual del Devocional de Hoy:
Resumen del capítulo Proverbios 16:
Más Palabra Edificada / Toma de Decisiones al seguir a Dios:

Muéstrame, oh Jehová, tus caminos; Enséñame tus sendas. Encamíname en tu verdad, y enséñame, Porque tú eres el Dios de mi salvación; En ti he esperado todo el día. (Salmos 25:4-5)

Hazme oír por la mañana tu misericordia, Porque en ti he confiado; Hazme saber el camino por donde ande, Porque a ti he elevado mi alma. (Salmos 143:8)

Mi pueblo fue destruido, porque le faltó conocimiento. Por cuanto desechaste el conocimiento, yo te echaré del sacerdocio; y porque olvidaste la ley de tu Dios, también yo me olvidaré de tus hijos. (Oseas 4:6)

Bueno y recto es Jehová; Por tanto, él enseñará a los pecadores el camino. Encaminará a los humildes por el juicio, Y enseñará a los mansos su carrera. (Salmos 25:8-9)

Bendeciré a Jehová que me aconseja; Aun en las noches me enseña mi conciencia. (Samuel 16:7)

¿Quién es el hombre que teme a Jehová? Él le enseñará el camino que ha de escoger. Gozará él de bienestar, Y su descendencia heredará la tierra. La comunión íntima de Jehová es con los que le temen, Y a ellos hará conocer su pacto. (Salmos 25:12-14)

Porque este Dios es Dios nuestro eternamente y para siempre; Él nos guiará aun más allá de la muerte. (Salmos 48:14)

Con todo, yo siempre estuve contigo; Me tomaste de la mano derecha. Me has guiado según tu consejo, Y después me recibirás en gloria. (Salmos 73:23-24)

Por tanto, amados míos, como siempre habéis obedecido, no como en mi presencia solamente, sino mucho más ahora en mi ausencia, ocupaos en vuestra salvación con temor y temblor, porque Dios es el que en vosotros produce así el querer como el hacer, por su buena voluntad. (Filipenses 2:12-13)