11 de Septiembre: Su gracia manifestada

Publicado por
(Lee al final el estudio contextual resumido de este devocional y las referencias cruzadas por términos. Esperamos sea de bendición)

Palabra:

Por tanto, ceñid los lomos de vuestro entendimiento, sed sobrios, y esperad por completo en la gracia que se os traerá cuando Jesucristo sea manifestado. (1 Pedro 1:13)

La mayoría de las cosas que hacemos en la vida exige inversión, tiempo y paciencia. Para terminar un largo proyecto tal como cortar y preparar un gran campo, pintar de una casa o construir una iglesia requiere esfuerzo día a día para ir terminando paso por paso las etapas de ese proyecto.

Pablo habla acerca de competir en los juegos y lo compara con la vida cristiana y nos dice que eso exige esfuerzo y entrenamiento. Cada día, como creyente, necesito al igual que el atleta entrenar cada día. Así como el cuerpo del atleta a través del entrenamiento se vuelve más y más fuerte, con mi entrenamiento espiritual mi alma se torna más y más fuerte.

Si hoy salgo victorioso sobre el pecado y los problemas de la vida, eso exigirá de mi más y más entrenamiento espiritual para estar más capacitado para la próxima batalla. Hoy necesito mantener las disciplinas personales y espirituales vivas. El éxito en la vida cristiana viene por la disposición al sacrificio cuando esto es necesario para alcanzar las metas.

Un creyente no crecerá en su relación con el Señor sin metas diarias personales. Metas de amar y servir al Señor más efectivamente. Crecer en unidad con Cristo requiere el proceso de entender la mente de Cristo y seguir su liderazgo en nuestras vidas. Si hoy quiero ser exitoso en mi caminar con el Señor, necesito evaluar mi condición espiritual por las pequeñas victorias que Dios me permite tener. Debo guardar mi mente para que no se concentre en lo temporal lo cual se destiñe.

El Apóstol Pedro me dice hoy que debo ceñir los lomos de mi entendimiento, sed sobrios y esperar por completo en la gracia de Dios y en ello voy a concentrarme en este día. Hoy quiero recordar que la fama terrenal es corta y rápidamente desaparece. Hoy quiero esperar por completo en la gracia de Dios y entender que la misma vida me exige entrega, dedicación diligencia y constancia para alcanzar la metas que están por delante de mí.

Oración:

Señor, eres Tú mi auxilio y refugio en todo tiempo y en Ti hallo las fuerzas que necesito para seguir adelante, por ello Te pido que me ayudes a tener la paciencia y la fidelidad para dejar que hagas Tu obra en mi formando el carácter y la sabiduría que tanto le falta a mi mundo y que tanto necesito para servirte completamente, como sólo Tú mereces. Amén.

Estudio Bíblico Contextual del Devocional de Hoy:
Resumen del capítulo 1 Pedro 1:

Este hermoso, profundo y desafiante primer capítulo de 1 Pedro sienta las bases del resto de la carta del apóstol. En el mismo, se nos ratifica la gran misericordia y cuidado del Señor al afirmarse que a pesar del sufrimiento que podamos afrontar, Dios mismo ya nos ha mostrado su gran compasión y amor en Cristo al incluirnos en su familia. Jesús es nuestra esperanza viva. Nuestro futuro es seguro, interminable y perfecto. Como hijos de Dios tenemos todos los motivos para alegrarnos, incluso en esta oscuridad del mundo actual. Y allí, Pedro nos llama entonces a prepararnos para vivir como el pueblo santo que Dios ha hecho de nosotros.

Referencias cruzadas por término – 1 Corintios 13:8:
Por tanto, ceñid los lomos de vuestro entendimiento:

El que posee entendimiento ama su alma;
El que guarda la inteligencia hallará el bien.
Proverbios 19:8

El que tarda en airarse es grande de entendimiento;
Mas el que es impaciente de espíritu enaltece la necedad.
Proverbios 14:29

Para que sean consolados sus corazones, unidos en amor, hasta alcanzar todas las riquezas de pleno entendimiento, a fin de conocer el misterio de Dios el Padre, y de Cristo.
Colosenses 2:2

El principio de la sabiduría es el temor de Jehová;
Buen entendimiento tienen todos los que practican sus mandamientos;
Su loor permanece para siempre.
Salmo 111:10

Pero sabemos que el Hijo de Dios ha venido, y nos ha dado entendimiento para conocer al que es verdadero; y estamos en el verdadero, en su Hijo Jesucristo. Este es el verdadero Dios, y la vida eterna.
1 Juan 5:20

Alumbrando los ojos de vuestro entendimiento, para que sepáis cuál es la esperanza a que él os ha llamado, y cuáles las riquezas de la gloria de su herencia en los santos.
Efesios 1:18

sed sobrios, y esperad por completo:

No os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento, para que comprobéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta.
Romanos 12:2

Vosotros también, poniendo toda diligencia por esto mismo, añadid a vuestra fe virtud; a la virtud, conocimiento; al conocimiento, dominio propio; al dominio propio, paciencia; a la paciencia, piedad; a la piedad, afecto fraternal; y al afecto fraternal, amor.
2 Pedro 1:5-7

En la gracia que se os traerá cuando Jesucristo sea manifestado:

Porque la gracia de Dios se ha manifestado para salvación a todos los hombres, enseñándonos que, renunciando a la impiedad y a los deseos mundanos, vivamos en este siglo sobria, justa y piadosamente.
Tito 2:11-12