10 de Marzo: Como hijos de la luz

Publicado por
(Lee al final el estudio contextual resumido de este devocional. Esperamos sea de bendición)

Palabra:

Con gozo dando gracias al Padre que nos hizo aptos para participar de la herencia de los santos en luz. (Colosenses 1:12)

Quizás hayas tenido la decepcionante y molesta experiencia de recibir un sobre que te identifica como ganador de una enorme suma de dinero u otro fantástico precio, solo para abrirlo y descubrir que no has ganado nada en absoluto. Solo era una estratagema para que participases en un concurso o compraras un producto.

En un mundo lleno de engaño y expectativas que no se cumplen, es maravilloso saber que la verdad e integridad de Dios nunca fluctúan. No solo te ha prometido una herencia eterna, sino que también te ha calificado para compartirla.

La palabra griega que se traduce como «capacitado» en el versículo de hoy significa «hecho suficiente» o «autorizado». «Compartir» se refiere a recibir una porción asignada. La idea es que Dios te ha autorizado a recibir una porción de la bendición que pertenece a todos los que le aman.

En Efesios 1 Pablo dice que tu herencia consiste en toda bendición espiritual en el cielo (versículo 3). Es una herencia gloriosa de la cual el Espíritu Santo es la garantía. En Colosenses 3:24, Pablo la llama una herencia del Señor.

En Colosenses 1:12 la describe como una herencia «en luz», refiriéndose a su carácter y calidad general. La «luz» en el Nuevo Testamento con frecuencia se emplea metafóricamente para referirse a la verdad y la pureza. 1 Juan 1:5 dice: «Dios es luz, y en Él no hay tiniebla alguna». Los creyentes son personas que caminan en la luz. Así pues, una herencia en luz es una piadosa, verdadera y pura, una herencia reservada en el cielo, donde mora Aquel que es Luz.

Tu herencia eterna no es una promesa vacía. Dios la ha asegurado librándote del dominio de las tinieblas y transfiriéndote al reino de Su amado Hijo, en quien tienes la redención, el perdón de pecados (ver Colosenses 1:13-14). Regocíjate en la gracia de Dios y vive hoy como un hijo de la luz.

Oración:

Señor, que alivio saber que en este mundo de hoy en profundas y desconocidas tinieblas que tienden trampas al hombre, puedo refugiarme en la herencia grandiosa de Tus promesas, verdad e integridad que no cambian y nos aseguran vivir en Tu luz. Amén.

Estudio Bíblico Contextual del Devocional de Hoy:
Pasaje:
Colosenses 1:12
Tema del Capítulo – Colosenses 1:

Pablo escribe la carta a los Colosenses , con el propósito de combatir a los falsos maestros que se estaban infiltrando en la Iglesia. En Colosenses 1, comienza a advertir a los cristianos sobre este tema. Pablo, ora para que se llenen del conocimiento de Dios y entiendan su voluntad.

Esbozo de Colosenses 1:

1. 1 – 9: Acción de gracias y oración para crecer en la fe
1. 10, 11: Debemos andar dignamente ante el Señor
1.13 – 19: El Señor de toda la creación
1. 20 – 23: Reconciliados por Jesús en la Cruz del Ministro
1:24 – 29: La alegría de Pablo en el sufrimiento

Comentario Bíblico Colosenses 1:12:

El apóstol era constante para orar que los creyentes fueran llenos del conocimiento de la voluntad de Dios con toda sabiduría. Las buenas palabras no sirven sin buenas obras. El que emprende el fortalecimiento de su pueblo es un Dios de poder, y de poder glorioso. El bendito Espíritu es el autor de esto. Al orar por fuerza espiritual, no somos presionados ni confinados en las promesas, y no debemos serlo en nuestras esperanzas y deseos. La gracia de Dios en los corazones de los creyentes es el poder de Dios y hay gloria en este poder. El uso especial de esta fuerza era para los sufrimientos. Hay obra que realizar aunque estemos sufriendo. En medio de todas sus tribulaciones ellos daban gracias al Padre de nuestro Señor Jesucristo cuya gracia especial los preparaba para participar de la herencia provista para los santos. Para ejecutar este cambio fueron hechos súbditos de Cristo, los que eran esclavos de Satanás. Todos los que están destinados para el cielo en el más allá, están preparados ya para el cielo. Los que tienen la herencia de hijos tienen la educación de hijos, y la disposición de hijos. Por fe en Cristo disfrutan esta redención, como la compra de su sangre expiatoria mediante la cual se otorgan el perdón de los pecados y todas las demás bendiciones. Seguramente entonces consideraremos un favor el ser liberados del reino de Satanás y llevados al de Cristo, sabiendo que todas las tribulaciones terminarán pronto y que cada creyente será contado entre los salidos de la gran tribulación.

Referencias Cruzadas:

Efesios 1:11 – En él asimismo tuvimos herencia, habiendo sido predestinados conforme al propósito del que hace todas las cosas según el designio de su voluntad,

Efesios 1:18 – alumbrando los ojos de vuestro entendimiento, para que sepáis cuál es la esperanza a que él os ha llamado, y cuáles las riquezas de la gloria de su herencia en los santos,

Colosenses 3:15 – Y la paz de Dios gobierne en vuestros corazones, a la que asimismo fuisteis llamados en un solo cuerpo; y sed agradecidos.

Juan 20:17 – Jesús le dijo: No me toques, porque aún no he subido a mi Padre; mas ve a mis hermanos, y diles: Subo a mi Padre y a vuestro Padre, a mi Dios y a vuestro Dios.

Romanos 11:17 – Pues si algunas de las ramas fueron desgajadas, y tú, siendo olivo silvestre, has sido injertado en lugar de ellas, y has sido hecho participante de la raíz y de la rica savia del olivo,

Proverbios 4:18 – Mas la senda de los justos es como la luz de la aurora, Que va en aumento hasta que el día es perfecto.

Juan 4:23 – Mas la hora viene, y ahora es, cuando los verdaderos adoradores adorarán al Padre en espíritu y en verdad; porque también el Padre tales adoradores busca que le adoren.

Salmos 79:13 – Y nosotros, pueblo tuyo, y ovejas de tu prado, Te alabaremos para siempre; De generación en generación cantaremos tus alabanzas.

Romanos 9:23 – y para hacer notorias las riquezas de su gloria, las mostró para con los vasos de misericordia que él preparó de antemano para gloria,

Romanos 8:17 – Y si hijos, también herederos; herederos de Dios y coherederos con Cristo, si es que padecemos juntamente con él, para que juntamente con él seamos glorificados.

Tema Principal:

Caminar en la Luz del Señor.

Versículos Temáticos:

Salmos 97:11 – Luz está sembrada para el justo, Y alegría para los rectos de corazón.

Tito 2:14 – quien se dio a sí mismo por nosotros para redimirnos de toda iniquidad y purificar para sí un pueblo propio, celoso de buenas obras.

Santiago 3:9 – Con ella bendecimos al Dios y Padre, y con ella maldecimos a los hombres, que están hechos a la semejanza de Dios.

Salmos 36:9 – Porque contigo está el manantial de la vida; En tu luz veremos la luz.

Hebreos 12:23 – a la congregación de los primogénitos que están inscritos en los cielos, a Dios el Juez de todos, a los espíritus de los justos hechos perfectos,

Proverbios 16:1 – Del hombre son las disposiciones del corazón; Mas de Jehová es la respuesta de la lengua.

Hebreos 3:1 – Por tanto, hermanos santos, participantes del llamamiento celestial, considerad al apóstol y sumo sacerdote de nuestra profesión, Cristo Jesús;

Apocalipsis 22:14 – Bienaventurados los que lavan sus ropas, para tener derecho al árbol de la vida, y para entrar por las puertas en la ciudad.