Un Hermoso Intercambio

Publicado por
(Lee al final el estudio contextual del versículo de hoy) – * Ha sido agregado estudio de referencias cruzadas por palabras y términos de versículo al final del Devocional. Esperamos sea de bendición para ti.

Así que, somos embajadores en nombre de Cristo, como si Dios rogase por medio de nosotros; os rogamos en nombre de Cristo: Reconciliaos con Dios. Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia de Dios en él. (2 Corintios 5:20-21)

El hermoso intercambio que ocurre cuando entregamos nuestra vida a Dios es algo por lo que siempre podemos estar agradecidos. La salvación significa que ofrecemos a Dios lo que tenemos, y Él nos da lo que Él tiene.

Dios toma todos nuestros pecados, faltas, debilidades y fracasos, y nos da Su habilidad, Su justicia y Su fuerza. Él toma nuestras enfermedades y dolencias, y nos da Su sanidad y salud. Él toma nuestro pasado desordenado y lleno de fracasos y nos da la esperanza de un futuro brillante.

En nosotros mismos no somos nada; nuestra propia justicia es como trapo de inmundicia (ver Isaías 64:6). Pero en Cristo, tenemos un futuro por el cual estar agradecidos, uno que vale la pena esperar. El término «en Cristo» significa simplemente que hemos puesto nuestra fe en Él en todos los aspectos de nuestra vida. Estamos en pacto con Dios Todopoderoso. ¡Qué maravilloso pensamiento!

Oración diaria: Padre, cuando me sienta inferior o condenado, ayúdame a recordar quién soy en Cristo. Gracias porque soy perdonado, aceptado, justo, fuerte y capaz porque me encuentro en Ti.

Estudio Bíblico Contextual del Devocional de Hoy:
Resumen del capítulo 2 Corintios 5:

Segunda de Corintios 5 sigue a las declaraciones de confianza de Pablo en el capítulo anterior. Su sufrimiento, aunque severo, no es más que una aflicción leve y momentánea que le prepara para una gloria eterna incomparable. Prefiere ocupar su cuerpo eterno, que le da el valor para continuar su misión de predicar el evangelio de que Dios reconcilia a las personas consigo mismo, perdonándoles el pecado, mediante la fe en Cristo. Los que están en Cristo se convierten en una nueva creación. Concluye implorando a todos que se reconcilien con Dios, lo que sigue haciendo en el capítulo siguiente.

Referencias cruzadas por versículo
2 Corintios 5:20

Ezequiel 18:31-32 – Echad de vosotros todas vuestras transgresiones con que habéis pecado, y haceos un corazón nuevo y un espíritu nuevo. ¿Por qué moriréis, casa de Israel? Porque no quiero la muerte del que muere, dice Jehová el Señor; convertíos, pues, y viviréis.

Isaías 55:6-7 – Buscad a Jehová mientras puede ser hallado, llamadle en tanto que está cercano. Deje el impío su camino, y el hombre inicuo sus pensamientos, y vuélvase a Jehová, el cual tendrá de él misericordia, y al Dios nuestro, el cual será amplio en perdonar.

Juan 20:21 – Entonces Jesús les dijo otra vez: Paz a vosotros. Como me envió el Padre, así también yo os envío.

Proverbios 13:17 – El mal mensajero acarrea desgracia; Mas el mensajero fiel acarrea salud.

Lucas 14:23 – Dijo el señor al siervo: Ve por los caminos y por los vallados, y fuérzalos a entrar, para que se llene mi casa.

Job 33:23 – Si tuviese cerca de él Algún elocuente mediador muy escogido, Que anuncie al hombre su deber.

2 Corintios 5:21:

Romanos 4:25 – el cual fue entregado por nuestras transgresiones, y resucitado para nuestra justificación.

Jeremías 33:16 – En aquellos días Judá será salvo, y Jerusalén habitará segura, y se le llamará: Jehová, justicia nuestra.

Hebreos 7:26 – Porque tal sumo sacerdote nos convenía: santo, inocente, sin mancha, apartado de los pecadores, y hecho más sublime que los cielos;

Daniel 9:24 – Setenta semanas están determinadas sobre tu pueblo y sobre tu santa ciudad, para terminar la prevaricación, y poner fin al pecado, y expiar la iniquidad, para traer la justicia perdurable, y sellar la visión y la profecía, y ungir al Santo de los santos.

Hechos 3:14 – Mas vosotros negasteis al Santo y al Justo, y pedisteis que se os diese un homicida,

Filipenses 3:9 – y ser hallado en él, no teniendo mi propia justicia, que es por la ley, sino la que es por la fe de Cristo, la justicia que es de Dios por la fe;

Hebreos 4:15 – Porque no tenemos un sumo sacerdote que no pueda compadecerse de nuestras debilidades, sino uno que fue tentado en todo según nuestra semejanza, pero sin pecado.

Romanos 1:17 – Porque en el evangelio la justicia de Dios se revela por fe y para fe, como está escrito: Mas el justo por la fe vivirá.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *