y-que-tal-si-tdc

Tu Escudo 173 de 365: ¿Y Qué Tal Si…?

Posted by

Hermanos, no pienso que yo mismo lo haya logrado ya. Más bien, una cosa hago: olvidando lo que queda atrás y esforzándome por alcanzar lo que está delante. (Filipenses 3:13)

Cuanto más tiempo vive una persona, más probable es que se pregunte ¿y qué tal si…? y siente remordimiento o tristeza que esto menudo causa. La buena noticia es que, para cualquier seguidor de Jesús, «¿Y qué tal si…?» no tiene que ser un remordimiento por algo del pasado, pero un desafío emocionante para ver el futuro que Dios tiene para ellos.

Sé de una congregación que fue desafiada por su pastor a hacer cuatro cosas simples (por solo un mes) para dedicarse al año que venía. Les pidió que oraran todos los días, ayunar un día a la semana, diezmar, y traer a una persona por semana no salva a la iglesia.

El resultado fue un cambio sin precedentes en la vida de esta Iglesia. La presencia de Dios se hizo más fuerte en los servicios. Financieramente los cambios vinieron para proyectos del ministerio y propuestas de construcción. Y lo más emocionante de todo, los miembros de la iglesia ingresaron a una fenomenal temporada de traer almas perdidas al reino de Dios.

Quiero desafiarte: ¿Qué tal si hoy buscas de Dios, así como esa iglesia? ¿Qué pasaría si dedicaras tu vida por completo a Él? ¿Qué pasa si sigues adelante, listo para ver lo que Dios puede hacer? ¿Qué podría suceder?

Palabra Diaria: Señor, Hoy hago un nuevo compromiso de buscarte si dudar, emocionado de ver las increíbles cosas que harás en mi vida.