22 de Octubre: Crecer en fe

Publicado por
(Lee al final el estudio contextual del versículo de hoy) – * Ha sido agregado estudio de referencias cruzadas por palabras y términos de versículo al final del Devocional. Esperamos sea de bendición para ti.

Palabra:

Mas no todos obedecieron al evangelio; pues Isaías dice: Señor, ¿quién ha creído a nuestro anuncio? Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios. (Romanos 10:16-17)

¿Se ha sentido usted alguna vez como si su vida cristiana se meciera de un lado a otro, como un péndulo entre la fe y la duda? Este es un problema bastante común, especialmente cuando enfrentamos situaciones difíciles. Aunque sabemos lo que dice la Biblia, nuestros sentimientos nos dicen algo totalmente diferente.

La pregunta no es si experimentaremos esto o aquello, sino más bien cuánto tiempo permaneceremos en un lado u otro. Tres factores determinarán si nos inclinaremos hacia la fe o la duda: la fortaleza de nuestra fe en el momento de la prueba; nuestra percepción y comprensión de Dios; y nuestra experiencia con el fracaso o el éxito en las pruebas anteriores, en particular las de la misma naturaleza.

Para ayudarle a crecer en la fe, es importante que usted cambie no solo su enfoque, sino también su manera de pensar y de escuchar.

  • Fije su mente en las promesas de Dios, no en la dificultad de su situación.
  • Confíe en su naturaleza divina, no en sus sentimientos en cuanto a las circunstancias.
  • Trate de ver la dificultad desde la perspectiva del Señor, en vez de darle su propia interpretación.
  • Escuche al Espíritu Santo, no a las mentiras de Satanás.
  • Recuerde la fidelidad del Señor en el pasado, en vez de obsesionarse en sus fracasos anteriores.

La clave para tener una fe firme está en creerle a Dios a pesar de la situación. Solo entonces será posible someter los sentimientos naturales de duda, ansiedad, temor, ira o confusión, a lo que sabemos que es verdad: que el Señor es fiel y nos dará su ayuda en todas las situaciones. La clave para tener una fe firme está en creerle a Dios a pesar de la situación.

Oración:

Señor, que en cualquier situación encuentre la fortaleza y la fe, suficientemente sólida para confiar en Tu cuidado y Tu guía.

Estudio Bíblico Contextual del Devocional de Hoy:
Resumen del capítulo Romanos 10:

Romanos 9 concluye con la declaración de Pablo de que Israel ha tropezado con la piedra de tropiezo de Cristo. Romanos 10 describe la sentida oración de Pablo para que Israel se salve, a pesar de su empeño en salvarse por obras. ¿Por qué los israelitas no han confesado el señorío de Jesús ni han creído en la resurrección? No es por falta de oído y comprensión; están desobedeciendo el evangelio. Sin embargo, Pablo insistirá, en el siguiente capítulo, en que Dios no ha rechazado a Israel. Todavía le tiende la mano, ofreciéndole la salvación por la fe en Cristo.

Referencias cruzadas por término – Romanos 10:16-17:
Mas no todos obedecieron al evangelio; pues Isaías dice: Señor, ¿quién ha creído a nuestro anuncio?:

Romanos 3:3 – ¿Pues qué, si algunos de ellos han sido incrédulos? ¿Su incredulidad habrá hecho nula la fidelidad de Dios?

Juan 12:38-40 – para que se cumpliese la palabra del profeta Isaías, que dijo: Señor, ¿quién ha creído a nuestro anuncio? ¿Y a quién se ha revelado el brazo del Señor? Por esto no podían creer, porque también dijo Isaías: Cegó los ojos de ellos, y endureció su corazón; Para que no vean con los ojos, y entiendan con el corazón, Y se conviertan y yo los sane.

Gálatas 5:7 – Vosotros corríais bien; ¿quién os estorbó para no obedecer a la verdad?

Romanos 6:17 – Pero gracias a Dios, que aunque erais esclavos del pecado, habéis obedecido de corazón a aquella forma de doctrina a la cual fuisteis entregados;

Romanos 11:17 – Pues si algunas de las ramas fueron desgajadas, y tú, siendo olivo silvestre, has sido injertado en lugar de ellas, y has sido hecho participante de la raíz y de la rica savia del olivo,

Romanos 1:5 – y por quien recibimos la gracia y el apostolado, para la obediencia a la fe en todas las naciones por amor de su nombre;

Gálatas 3:1 – ¡Oh gálatas insensatos! ¿quién os fascinó para no obedecer a la verdad, a vosotros ante cuyos ojos Jesucristo fue ya presentado claramente entre vosotros como crucificado?

Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios:

Romanos 10:14 – ¿Cómo, pues, invocarán a aquel en el cual no han creído? ¿Y cómo creerán en aquel de quien no han oído? ¿Y cómo oirán sin haber quien les predique?

Gálatas 3:5 – Aquel, pues, que os suministra el Espíritu, y hace maravillas entre vosotros, ¿lo hace por las obras de la ley, o por el oír con fe?

Colosenses 3:16 – La palabra de Cristo more en abundancia en vosotros, enseñándoos y exhortándoos unos a otros en toda sabiduría, cantando con gracia en vuestros corazones al Señor con salmos e himnos y cánticos espirituales.

Romanos 1:16 – Porque no me avergüenzo del evangelio, porque es poder de Dios para salvación a todo aquel que cree; al judío primeramente, y también al griego.

Lucas 11:28 – Y él dijo: Antes bienaventurados los que oyen la palabra de Dios, y la guardan.

Lucas 8:21 – El entonces respondiendo, les dijo: Mi madre y mis hermanos son los que oyen la palabra de Dios, y la hacen.